Cinco consejos esenciales para un shooting en exteriores

Shooting en exteriores, tips tan básicos como fundamentales

En invierno podemos encontrarnos con trabas tales como temperaturas muy bajas o condiciones climáticas de lluvia y viento que resultan realmente incómodas para trabajar. El verano tampoco es la época perfecta, ya que las circunstancias nos obligan a tomar ciertas precauciones como evitar las horas centrales del día que nos darán como resultado imágenes con fuertes contrastes. Por todo ello, con la llegada del buen tiempo son muchos los fotógrafos que aprovechan este clima primaveral para salir a hacer un shooting en exteriores.

Shooting en exteriores de Juergen Teller
Juergen Teller

El equipo necesario

Como siempre, el equipo necesario para un shooting en exteriores dependerá del trabajo que vayamos a realizar. Por ejemplo, nos decantaremos por teleobjetivos si vamos a llevar a cabo retratos, por macros para plasmar planos al máximo detalle las texturas o grandes angulares para tomas de paisajes.

El trípode siempre es un elemento que nos debe acompañar especialmente si la luz escasea,  abrimos el diafragma y subimos el ISO; para asegurarnos de que el resultado no es borroso. También es interesante hacernos con un fotómetro que nos ayude a medir la luz sobre el objeto principal de la composición; además de filtros polarizadores para los reflejos, difusores para los contrastes… Un flash externo suele ser buena idea, así como un softbox.

Shooting en exteriores de Juergen Teller
Juergen Teller

 

La elección del momento y el lugar

A la hora de realizar fotografía de estudio, nos es indiferente si fuera es de día o de noche, si nieva o hace sol. Sin embargo, en los shooting en exteriores son muchos los elementos que tenemos que controlar para que nuestro trabajo no se eche a perder. Como en cualquier tipo de fotografía, la luz se convierte en la piedra filosofal de toda la sesión. Es especialmente importante en estos casos, ya que la luz puede variar de un momento a otro.

Los expertos hablan de “la hora mágica”, ese momento del día en el que las luces son suaves y delicadas, agradables. Se corresponde con el amanecer y el atardecer. Según la hora a la que se ponga el sol, recomendaremos elegir la primera para evitar que se haga de noche sin haber terminado. En cualquier caso, también debemos tener en cuenta la intención comunicativa que persigamos con la fotografía.

Shooting en exteriores de Juergen Teller
Juergen Teller

La luz y la composición al detalle

Una vez estudiada la composición, hay que jugar con las luces para lograr el efecto deseado. Es necesario utilizar el modo manual de nuestra máquina fotográfica para ajustar la temperatura de color y demás parámetros de acuerdo a las condiciones del momento.

De esta manera, controlaremos la luz que incide sobre el objeto principal de la composición; alejándolo o acercándolo a los focos lumínicos. En ocasiones querremos mantener perfectamente iluminados tanto el sujeto como el fondo, otras veces uno de los dos permanecerá sobreexpuesto o subexpuesto. Jugaremos con los tres fondos (general, medio y posterior) para dotar a la imagen de profundidad; tendremos asimismo muy en cuenta la ley del horizonte.

Shooting en exteriores de Juergen Teller
Juergen Teller

El retoque para perfeccionar

Si la fotografía no es buena, de poco sirve un increíble control de los programas de edición. El trabajo debe tener de por sí una calidad más que decente y el retoque debe servir únicamente para sacar lo mejor de ella, el mayor provecho posible para convertirla en una verdadera obra de arte.

La práctica como base del aprendizaje

Perder el miedo a equivocarnos es fundamental para poder crecer como profesionales. Como en casi todo, las cosas no salen a la primera. El método “prueba y error” es de lo más efectivo, ya que no existe una fórmula mágica para conseguir resultados perfectos. La perfección nos la dará la experiencia, y para llegar a ella tendremos que recorrer un largo camino en el que nos iremos nutriendo de conocimientos que aplicar. La clave es siempre intentarlo una y otra vez.

 

Share this post

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Estudiar fotografía